lunes, 14 de septiembre de 2015

Joven de halcón peregrino en un colegio.

Hace unos días la Unidad Verde del Ayuntamiento de Zaragoza recibió una llamada de teléfono comunicándole que en un colegio de la ciudad habían encontrado un joven de halcón peregrino comiéndose una paloma. Lo raro del asunto es que se dejaba acercar bastante y no volaba. La Unidad se presento y sin ninguna dificultad cogieron al halcón. La situación en la que se encontraba es la que hizo posible que se dejara coger. Tenia una grave afección de trichomonas que le impedía comer y se encontraba muy débil. Hoy nos han comunicado que la extensión de la zona afectada y lo avanzado de la enfermedad le ha supuesto la muerte. Es una pena ver como las trichomonas que portan las palomas afectan tan gravemente a nuestras rapaces ornitófagas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario